Si estás en uno de esos días donde el solo entrar la cocina te produce fastidio, esta fácil receta puede sacarte rápidamente de apuros y, aún más importante, de tus obligaciones culinarias. Y no solo es sencilla, sino que esta receta de pollo es tan deliciosa que todos te pedirán por una segunda ronda. Deleita el paladar de tus allegados con este platillo de un sabor excepcional.

Esta ensalada de pollo es increíblemente versátil, ya que puede servirse como un almuerzo, como cena o como merienda a media tarde. De cualquier forma, tanto a ti como con quienes la compartas, les encantará.