Las habas o mejor conocidas como habichuelas son una legumbre parecida a las vainitas, por consiguiente no contienen casi grasas y son ricas en fibras, proteínas y vitamina B. Consumir habas se ha vuelto común en aquellas personas con un régimen alimenticio especifico para perder peso. Sus beneficios tienen a ser más efectivos en personas con anemia, colesterol alto e hipertensión.

Las habas son ricas en potasio lo que las hacen indicadas para aquellas personas que constantemente retienen líquidos, también para aquellos con mala circulación de la sangre e incluso son usadas por sus efectos diuréticos y depurativos. Existen muchísimas recetas que puedes preparar con ellas, sin embargo el estofado de habas es uno de los más ricos y de los más conocidos básicamente porque ¡es una receta facilísima!

Otras recetas con habas

Al ser las habas parte de las legumbres se prestan para una cantidad increíble de recetas tanto fáciles como otras un poco más complicadas. Una de las recetas más rápidas de hacer con habas es la ensalada: solo debes cocinar las habas de la misma forma que en el estofado y además adicionarle tus vegetales favoritos desde lechuga y tomate hasta vegetales cocidos ¡disfrutaras de una deliciosa y beneficiosa ensalada!

Las tortillas de habas es otra de las recetas más conocidas con estas gracias a su facilidad: solo debes cocinar las habas de la forma anteriormente explicada y además unirla a la cantidad de huevos previamente batidos de tu preferencia. Puedes añadirle cualquier otro vegetal o sazonador de tu preferencia y cocinarla. El resultado de esto es un desayuno o cena muy recomendado y completo en cuanto a niveles de proteína y carbohidratos.

Como ves existen muchísimas maneras de utilizar las habas en tu día a día en la cocina de tal manera que aprovechar los beneficios de esta legumbre no será un problema para ti de ahora en adelante.